miércoles, 14 de noviembre de 2007

Algunos motivos

Porque el presente no es ningún tiempo perdido,
porque me especialicé el árboles caidos,
porque la noche arropa a los ruidos,
simplemente,
soy hora
soy hoja,
soy silencio
y soy lo que he sido.
Callad... oigo pasos en la azotea
y me gusta oir al futuro
vestido de tacones verdes.